Router gateway de estación base

Los operadores inalámbricos necesitan hacer cambios sustanciales en su infraestructura si quieren aprovechar las oportunidades de crecimiento que traerá el cambio de los entornos 4G y el nuevo 5G. El 5G generará nuevas oportunidades de ingresos pero exigirá un gasto de capital considerable.

Los proveedores tendrán que modificar radicalmente las capacidades de sus estaciones base si quieren salir victoriosos. Las estaciones base de las redes 5G serán mucho más numerosas y considerablemente más pequeñas. Esta nueva dinámica plantea importantes retos desde el punto de vista técnico y económico para los operadores de redes inalámbricas, ya que los routers tradicionales no resultan adecuados para la capacidad y los requisitos económicos de esta ubicación de la red.
Un planteamiento de redes abiertas que utilice un router gateway de estación base (CSG, Cell Site Gateway) proporciona a los operadores inalámbricos la solución idónea para los retos que tendrán que afrontar las estaciones base 5G. El gateway de estación base desagregada de TIP ilustra este planteamiento. La solución de Volta no solo proporciona capacidades de enrutamiento de nivel operador, sino también la flexibilidad, fiabilidad y la eficacia en cuanto a costes que necesitan los operadores inalámbricos.

Router gateway de estación base (CSG) de Volta Networks

Volta Networks ofrece a los operadores inalámbricos la posibilidad de escalar su capacidad de enrutamiento en sus propias estaciones base. Volta traslada a la nube el grueso del procesamiento del plano de control, lo que nos permite escalar el procesamiento disponible mucho más allá de lo que resulta factible con los conmutadores de bajo coste. En consecuencia, Volta admite hasta 255 routers virtuales por CSG para aplicaciones tales como el uso compartido de RAN y segmentación de la red. El Agente de Volta proporciona el control en el conmutador, y actúa de forma muy parecida a un módulo E/S en un router convencional.

Los proveedores de servicio están especificando los requisitos de los CSG, incluido el hardware. Desean dispositivos abiertos, robustos y económicos que tengan la capacidad de ejecutar software de nivel operador. No obstante, la CPU de estos dispositivos limita el procesamiento que se puede llevar a cabo en el propio dispositivo.

Enrutamiento de nivel operador en la nueva periferia de servicios

Volta admite varios routers virtuales en un solo conmutador de marca blanca. Los operadores pueden poner a punto un router virtual desde la nube y asociarlo fácilmente a un conmutador en particular en un lugar en concreto. Además, gracias a la gestión centralizada y la automatización que ofrece el router CSG, con la misma facilidad pueden desactivar los routers virtuales a fin de mantener la máxima capacidad operativa y controlar a la vez el coste.

Escalar los routers virtuales resultará crucial para las aplicaciones fundamentales.

  • Uso compartido de RAN: para los operadores, lanzarse solos al diseño de la infraestructura inalámbrica de nueva generación es una propuesta muy costosa. Algunos operadores están recurriendo al uso compartido de la red de acceso radioeléctrico (RAN). Se define como la colaboración entre dos o más operadores móviles para compartir la misma infraestructura. Para quienes desean adquirir capacidad, esto les proporciona una forma económica de ampliar sus servicios o de entrar en nuevos mercados; para los que la venden, representa un nuevo centro de beneficios. El router CSG de Volta facilita el uso compartido de RAN al facultar a diversos operadores para ejecutar varios routers virtuales en las mismas estaciones base operadas por conmutadores de marca blanca. Cada router virtual es un dominio administrativo completamente independiente que ejecuta sus propios protocolos de enrutamiento.
  • Segmentación de la red: la segmentación de la red permite a los operadores implementar diferentes «segmentos» de la red, de manera que estas redes virtuales se ejecutan en una infraestructura común. Cada segmento de la red está aislado y adaptado específicamente a los requisitos de aplicaciones tan diversas como las de comunicación entre máquinas, comunicación de baja latencia sumamente fiable o suministro de contenido de banda ancha móvil mejorado. El aprovisionamiento dinámico y la gestión de segmentos de la red deben llegar hasta la estación base (y su router) donde es esencial tener routers virtuales independientes cada uno con su propio dominio administrativo para que este servicio resulte práctico. El router CSG de Volta permite segmentar la red de manera eficaz a través de varios routers virtuales aprovisionados y gestionados desde la nube a los que, no obstante, se accede en las propias estaciones base habilitadas por conmutadores de marca blanca.
  • Nuevos servicios: los operadores entienden que la infraestructura necesaria para implementar estaciones base pequeñas 5G puede reutilizarse de diversas formas innovadoras. La fibra que conecta una estación base puede utilizarse también para conectar ubicaciones empresariales que anteriormente no estaban integradas en la red. Esto hace más rentables los servicios que se prestan a los clientes empresariales. Contar con routers virtuales independientes facilita el aprovisionamiento y la gestión de estos servicios empresariales.